NOTICIAS DESTACADAS

 

El 99% de participantes son empresas proveedoras y prestadores de servicios de la minería, en la mayoría de pequeño y mediano tamaño, son compañías que vienen a encontrarse con sus potenciales clientes.

Probablemente la versión 2017 de la Exponor, que se realizará del 15 al 19 de mayo, no contará con una Francisca Undurraga y un montón de bellas promotoras, puesto Fernando Cortez, gerente general de la Asociación de Industriales de Antofagasta (AIA), organizadores del evento, puso destacador y adelantó los cambios de este año: promotores de educación técnica profesional y aspiraciones a que la feria reactive la economía, sugiriendo crear y fortalecer lazos con el país invitado, Estados Unidos.

 

En conversación con Norte Minero, llamó a invertir en la minería a modo de romper el ciclo del cobre mediante la innovación. Cualidad a la que le entrega una particular importancia, al considerarla como un motor fundamental para el desarrollo y evolución de la industria.

 

Por eso en la web www.exponor.cl posee la sección del Zoom de Innovación y Tecnología, en la que las empresas proveedoras participantes suben sus productos ligados a esta área con una ficha técnica, y así ofrecen una visita más focalizada entre los más de 1.000 expositores que se reunirán en el recinto ferial y de actividades comunitarias de la AIA, ubicado en el extremo norte de Antofagasta.

La organización de esta múltiple exhibición de tecnologías e innovaciones mineras, además, subraya la importancia de la geografía, puesto que la Región de Antofagasta alberga el 54% de la producción nacional de minerales metálicos y no metálicos, cuyo 16% corresponde al cobre.

 


Estamos viviendo un tiempo complicado para la industria por los bajos precios del cobre, ¿cuáles son los desafíos que tuvo que enfrentar esta versión de Exponor frente a este contexto?

Bueno, en tiempos complejos, lo que precisamente se requiere es confianza, voluntad para salir adelante. Y eso significa que hay que tener la decisión para invertir, uno no puede, precisamente en estos tiempos en que se requiere, dejar de invertir, porque esa es la profecía auto-cumplida, y necesitamos exactamente lo contrario, la medida anti-cíclica. Y obviamente para eso rodoblamos nuestro esfuerzo comercial, de posicionamiento, de vinculación con nuestros clientes para señalar que la minería necesita de esta oferta de empresas proveedoras de innovación y tecnología para mejorar la productividad y competitividad de la industria. Hubiera sido un error garrafal no haberla hecho, o que las empresas proveedoras no hubieran confiado en que Exponor es una plataforma interesante para el desarrollo de negocios.


 REACTIVADOR


Con confianza, Cortez, asegura que el sello diferenciador de esta versión está ligado a Estados Unidos en su rol de país invitado, quienes -también- cuentan con la delegación más grande entre otras naciones como: Australia, Inglaterra, Alemania, Canadá, Perú, etcétera.

“Todos sabemos la importancia del desarrollo tecnológico. Entonces tener a ese país como principales participantes es una señal no sólo para las empresas mineras, sino para potenciales socios, porque si soy un pequeño empresario de Antofagasta, que si tomo contacto con las empresas americanas interesadas en penetrar el mercado de Antofagasta, es probable que a alguno le venga bien o le agregue algún valor a la oferta de los americanos”, explica el gerente de la AIA.

El gerente de la AIA también puso énfasis en los ‘vecinos’, entregándole importancia a Perú por su plaza minera. “Es interesante para las empresas proveedoras chilenas Perú. Planteamos que no sólo debieran mirar el mercado chileno, sino latinoamericano, que luego de Chile está el peruano con su gran desarrollo en el cobre, y no sólo en eso. Es un aliado natural y forma parte de lo que podemos llamar el distrito latinoamericano minero”, relata Cortes.

 Y retomando el escenario económico chileno por la caída del precio de su principal materia prima, el cobre, considera que “hacer Exponor en este contexto le impone un sello dinamizador, revitalizador, porque uno podría pensar que en estas circunstancias uno podría decir ‘mejor hagamos Exponor cuando se recupere la economía’. No, todo lo contrario, Exponor viene a poner una inyección de dinamismo a la economía de manera significativa”, anticipa con seguridad.

 


¿Cuáles son las expectativas para esta feria?

Estamos confiados y tenemos años de experiencia en que Exponor será una plaza interesante, útil para las empresas proveedoras. En esta versión tendremos más compañías presentes con stands y le hemos pedido a los expositores que los stands sean verdaderos centros de negocios, donde se entregue información sobre compras e insumos, desafíos, operaciones, que sean útiles e interesantes para las empresas proveedoras, que son lo que vienen a buscar. Tenemos una mirada optimista para que nuestros expositores se vayan satisfechos, contentos de que la inversión hecha en Exponor rindió los frutos que se esperaban, se tuvieron las conversaciones, se hicieron los contactos, se construyeron las redes y se hicieron los negocios que se esperaban.